cabecera
menu
Viernes, 26 de Mayo de 2017
Inicio Qué es el Foro Atención al Público Contacto Enlaces Inicio inicio qué es el foro? Atención al Público Contacto Enlaces
Atrás




El hijo de “libertaria” será miembro de la Fundación Casas Viejas

El Mundo. Andalucía / José Contreras | 27 dic 06

Juan Pérez acepta la propuesta del alcalde, aunque advierte que hay aspectos aún no resueltos como la localización de su madre o la titularidad de los terrenos

Juan Pérez Silva ha dicho sí y se integrará en la futura fundación pública que recordará los tristes sucesos de Casas Viejas y, por extensión, el fusilamiento posterior de su madre, María Silva “Libertaria”.

Los sucesos de Casas Viejas, que se conmemorarán el próximo 11 de enero, es el nombre con el que la historia conoce uno de los más trágicos, importantes y decisivos episodios de la Segunda República española, responsable de la caída de Azaña. El año que viene, la efeméride será muy importante para los herederos de María Silva “Libertaria” y la polémica abierta en agosto de 2005 acabará. Al menos eso espera Juan Pérez.

Cada 10 de enero, incluso en la dictadura, la familia de la joven anarquista que se salvó de morir abrasada en la choza del abuelo Curro “Seisdedos” -pero que luego fue fusilada y abandonada en una cuneta- viaja hasta el cementerio de Casas Viejas. «Llevamos unas flores a los abuelos y pensamos en que todo aquello que pasó nunca puede volver a pasar en este país», exclama Juan, incapaz-de llorar ya, dice, -«porque ya he llorado suficiente por no haber podido nunca abrazar a mi madre y decirle cuanto la quiero. Ahora se trata de hacer justicia, en este país hay que trabajar más y mejor, pero por la tolerancia, recordando que hubo muertos y familias rotas a los dos lados», afirma Juan Pérez Silva “Seisdedos”.

Piezas en su sitio

Del 11 al 13 de enero de 2007, el alcalde de Benalup-Casas Viejas, el socialista Francisco González Cabaña, que admite estar «muy afectado» por toda la polémica del hotel que iba a llamarse “Libertaria”, tratará de poner todas las piezas en su sitio. El 11 de enero de 1933, tras una revuelta de anarquistas de la CNT, que decidió hacer la revolución por su cuenta creyendo que había triunfado en España, el balance no pudo ser más trágico. Un sargento y un agente de la Guardia Civil murieron en el cuartel. El Gobierno socialista envió a un capitán al mando de la guardia de asalto, que hizo una verdadera carnicería. Entraron a tiros, detuvieron a personas que nada tenían que ver, incendiaron una humilde choza -la de Curro “Seisdedos”- y fusilaron tras juicios sumarísimos a muchos vecinos sospechosos, según los guardias. La masacre horrorizó a los demócratas de todo el mundo.

La respuesta afirmativa se la dio Juan Pérez hace unos días al alcalde de Benalup-Casas Viejas, presidente de la Diputación de Cádiz y secretario provincial del PSOE, Francisco González Cabaña.

«Me ha llamado dos veces y creo que debo hacerlo, pero antes tenemos que hablar de muchas cosas. Le dije que no teníamos que haber llegado a lo que pasó, porque hemos sufrido mucho con toda esta historia, le he dado el sí pero tendremos que sentarnos a hablar antes, en eso hemos quedado los dos».

Juan Pérez, “Seisdedos”, está feliz, y se le nota. No es por la Nochebuena. Acaba de sufrir una delicada intervención oftalmológica y su mujer no deja de cuidarle en todo momento. El hijo de “Libertaria”, si nada se tuerce en el camino político, podría integrarse como vicepresidente de la Fundación Casas Viejas, de titularidad pública, que gestionará la memoria histórica.

Cabaña baraja el nombre de Gerard Brey para su dirección y no parece raro que también se integre al historiador anarquista José Luis Gutiérrez Molina, que prepara un libro sobre el padre de Juan, periodista de profesión, que sacó de la cárcel a María Silva para luego unirse con ella y dar pie a una historia digna de un guión cinematográfico.

Pérez y Cabaña saben que antes tienen algunas asignaturas pendientes, entre ellas aclarar la titularidad de los terrenos sobre los que se asienta el hotel Utopía -que se llamó inicialmente “Libertaria” y origen de toda la polémica- y la localización de los restos de María Silva, «sobre cuyo paradero hay algunas pistas», dice Juan, quien sospecha de dos lugares, que no menciona «porque aún quedan algunos de esos que no perdonan».

Juan Pérez aún tiene que hablar con sus amigos de CGT, con Cecilio y Agustín, porque es hombre de palabra y no sabe si ellos, y la CNT, serán invitados o no por Cabaña a entrar en la fundación pública.

La realidad es que Juan Pérez y Francisco González Cabaña, si bien se conocen, no se han visto aún las caras. «Hemos mantenido dos conversaciones telefónicas, muy rápidas, aún tenemos que hablar, sentarnos a conversan», dice.

Los anarquistas han mostrado reiteradamente en todos estos meses, de las más variadas formas, su rechazo al claro respaldo político y personal que, desde el primer momento, mostró Cabaña hacia el empresario promotor del hotel.

Cualquier paso en la dirección de crear una fundación pública sobre Casas Viejas pasa por dilucidar antes si es posible declarar los terrenos presuntamente escenario de la masacre -los que ha dejado libres el empresario- como bien de Interés Cultural, lo que aseguraría su protección.

Según el abogado José Luis Escañuela, representante de la Asociación de Abogados Progresistas de Andalucía, «el recurso contra la actuación municipal y de la Comunidad Autónoma ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo ha recaído en la Sala Segunda».

Abogados progresistas mantienen el recurso

CÁDIZ.- El recurso pretende la declaración de bien de Interés Cultural de la parcela donde se ubicó la choza de Seisdedos y en la que tuvieron lugar los luctuosos hechos del 11 de enero de 1933.

Escañuela señala que la Junta de Andalucía ha contestado a la demanda indicando que lo afirmado por dicha administración, así como por el alcalde, «no son más que meras opiniones, pero que su declaración podrá hacerse o no a voluntad. Esto significa que todo lo afirmado en su día por el alcalde de Benalup-Casas Viejas, Francisco González Cabañas, carece del más mínimo respaldo jurídico.

De otro modo, la administración demandada se hubiera allanado al recurso. A juicio del letrado, «la Junta de Andalucía estaría dando a entender que la posición que se mantuvo por dicho Ayuntamiento, no fue más que una pose ante la presión mediática, que no se corresponde con la voluntad firme de declarar dicho suelo de Interés Cultural».

El recurso promovido por la Asociación de Abogados Progresistas de Andalucía solicita además de dicha declaración, la expropiación de los terrenos y revocación de las licencias otorgadas para usos lucrativos. Evoca la memoria del movimiento libertario en Andalucía, entre ella, a John Dos Passos o Hemingway, y compara esta iniciativa con la que supondría abrir un hotel en Auschwitz o en la “zona cero” de la Gran Manzana. Para Manuel Tabares, presidente de la asociación, «la posición de la Administración revela su doble moral porque afirma mediáticamente lo que jurídicamente niega».

Tabares adelantó ayer que su asociación «no cejará en sus iniciativas y continuará sus acciones hasta que jurídicamente no se dicte un acto en reconocimiento de lo que se pretende».




Foro por la Memoria / asociacion.foroporlamemoria@yahoo.es / www.foroporlamemoria.es
© Todos los derechos reservados. 2006 - Foro por la Memoria
Resolución mínima recomendada de 800x600 px.